Share

Videos

Días de gloria para el cine griego

EuroNews ES
|
October 11, 2013 AT 7:33 AM
El cine griego vive días de gloria. Sus directores trabajan como nunca y sus películas alcanzan el reconocimiento internacional en los festivales de mayor prestigio. Para conocer la fórmula del éxito hemos visitado el Festival Internacional de Atenas. Una cita que en su última edición superó todas las expectativas como destaca el director artístico del certamen, Orestis Andreadakis: “La nueva generación de cineastas griegos es mejor. Mejor formación, mayor cultura y una mentalidad más abierta. Una de las razones es la crisis económica que hace a los artistas más sensibles respecto a los problemas sociales, tienen más cuidado para retratar la realidad que les rodea. Esta gran explosión del cine griego, esta eclosión, se venía cultivando y es ahora cuando da sus frutos”. ‘Septiembre’ es la historia de Anna, una mujer que sufre la soledad en primera persona. Vive aparentemente feliz en un pequeño apartamento, con su perro, pero tras la muerte del animal llega el drama. La película tiene la firma de Penny Panayotopulou que llevaba diez años sin dirigir: “La industria nunca ha sido tan accesible para cualquiera que quiera hacer una película. Quiero decir que rodar es más fácil. En el cine griego es el gran momento de las coproducciones internacionales. Hay un mayor compromiso de los productores extranjeros que colaboran con los directores griegos para invertir su dinero. Aunque no creo que este tipo de cine vaya a echar raíces porque no podemos tener siempre películas baratas. Ahora, en cierto modo, el cine griego está de moda y funciona sin el apoyo fundamental del Estado o de la iniciativa privada. Deberíamos tener un plan más organizado”. Luton es el primer largometraje de Michalis Konstantatos. Presentado a concurso en la categoría de nuevos directores del último festival de San Sebastián, nos golpea con un relato inédito de la violencia callejera. Un joven estudiante, Jimmy. Una abogada en prácticas, Mary; y un padre de familia, Makis, son los personajes de la trama. “Las películas griegas están hechas por directores con grandes dotes de sinceridad, extrovertidos. Tratan temas de la realidad global y no únicamente griegos. Un director griego con dinero, es como un chiste. Siempre fue difícil rodar en Grecia y ahora es, incluso, más duro. La razón por la que continuamos rodando es porque tenemos el equipo técnico adecuado. Esta gente pone todo su empeño en este objetivo. Unos ayudan a los otros, muchas veces sin dinero. Sin embargo, este esfuerzo tiene una fecha de caducidad”, dice Michalis Konstantatos. ‘Miss Violence’ es el último y laureado trabajo de Aléxandros Avranás, León de Plata al mejor director y Copa Volpi al mejor actor en el Festival de Venecia. Avranás es uno de los cinestas preferido por los productores. “Escogemos a directores con un punto de vista personal, que quieran estar a la vanguardia de la industria del cine griego. Pienso que la razón por la que estas películas han recibido tantos premios en el extranjero es porque su lenguaje fílmico captura la verdad de una realidad que no únicamente es griega, sino internacional”, explica Lelia Andronikou, de Faliro House Productions. El cine griego está de moda y los realizadores independientes están aprovechando su oportunidad. Yorgos Mitropoulos, euronews: Desde “Kynodontas” (“Diente de perro”), de Yorgos Lanthimos en 2009 (premio de la sección ‘Una Cierta Mirada’ en Cannes), hasta ‘Miss Violence’ de Aléxandros Avranás, el cine griego ha ganado más de treinta galardones importantes en festivales internacionales. Estas películas hablan de las relaciones humanas, de sus problemas, de la crisis económica y social. Es obvio que el cine griego florece pese a los tiempos duros que Grecia sufre.