Share

Videos

Un Buteflika invisible busca su cuarto mandato en Argelia

EuroNews ES
|
April 14, 2014 AT 11:14 AM
Esta era la época en que Abdelaziz Buteflika se levantaba con energía de su sillón. Quince años más tarde, tras tres mandatos y un accidente cerebrovascular oficialmente sin secuelas, el presidente argelino no puede hacerlo ni en el sentido literal, ni en el figurado. Cuando se cumple un año sin aparecer en público, el anuncio de su candidatura para una cuarta presidencia ha enfurecido a un sector de la población y ha desatado la polémica. A pesar de ello y de la falta de sondeos, Buteflika se postula como el gran favorito en las elecciones. Buteflika, enfermo a sus 77 años, está dispuesto a liderar un nuevo mandato, cuando ni siquiera puede valerse para hacer campaña. Sus más allegados, siete personalidades políticas de las cuales tres son exprimeros ministros, recorren el país en su nombre. Un nombre que sus partidarios asocian a un concepto. “El representa la seguridad”, comenta una mujer. “Nos ha aportado estabilidad y paz “, agrega. Buteflika sigue siendo para muchos el ‘salvador’ de un pueblo aún traumatizado por la guerra civil de los años 90. Un legado que ha sido ampliamente explotado, como en este videoclip, que ha creado controversia. Algunos de los diversos artistas que han participado en él, se han arrepentido públicamente. Esperaban cantar para su país, pero la letra ‘Nuestro juramento con Argelia’ es en realidad el eslogan de campaña de Buteflika, y el vídeo se está reproduciendo en su sitio web. En Argelia, como en Francia o Túnez, donde los argelinos ya han empezado a votar, las opiniones en torno a Buteflika se dividen entre un apoyo total y un rechazo feroz. Después de 15 años, para muchos el argumento de la seguridad ya no se sostiene y se burlan del presidente. “¿Dónde está? No existe. ¿No es él quien gobierna el país? Está claro que no es él, son los generales quienes dirigen Argelia”, comenta otro ciudadano. Una opinión bastante común entre la sociedad argelina. Así lo demuestra esta canción satírica basada en un éxito de Stromae. Su autor ha querido permanecer en el anonimato, pero el éxito del videoclip lo dice todo. Más allá de la ironía, su letra expresa, sin duda, el cansancio de una juventud argelina privada de empleo, libertades individuales y de la riqueza del país.